El Tribunal Calificador de Elecciones (Tricel) cerró la disputa entre el Servicio Electoral (Servel) y el fundador de Felices y Forrados, Gino Lorenzini, en el marco de la inscripción de candidaturas de cara a las elecciones de abril.

El próximo 11 de abril se escogerá a quienes redactarán la nueva Constitución en Chile. Sin embargo, el pasado 23 de enero, las candidaturas de Felices y Forrados fueron declaradas inadmisibles por el Servel.

Por lo mismo, Lorenzini criticó la resolución del organismo y el 11 de febrero presentó una reclamación ante el Tricel, solicitando la nulidad de la declaración que evitó que los candidatos de Felices y Forrados fueran a competir por un cupo en la convención.

En un fallo dividido, tres ministros del Tricel rechazaron el reclamo de Felices y Forrados, mientras que otros dos respaldaron la reclamación. De esta forma los candidatos de la firma de asesoría previsional no podrán participar en la elección de constituyentes.

Cabe mencionar que en esta determinación, más de 90 candidaturas asociadas a Felices y Forrados fueron declaradas inadmisibles.

“Para la mayoría del Consejo implica un serio riesgo para nuestro sistema democrático y contraviene nuestra legislación electoral y su espíritu, el que una persona jurídica con fines de lucro, busque coordinar y promover a un grupo de posibles CC –que son sus socios, miembros-clientes-“, indicó el organismo a la hora de rechazar las listas.

/psg