La jornada escolar del Instituto Nacional inició con disturbios esta mañana, registrándose conflictos entre encapuchados vestidos con overoles contra apoderados fuera del recinto educacional.

El alcalde de Santiago, Felipe Alessandri, anunció que desde hoy viernes los estudiantes del Instituto Nacional deberán presentar su cédula de identidad o pase escolar para ingresar a clases, lo que ocasionó molestia en los alumnos.

Las manifestaciones han obligado a desviar el tránsito a los alrededores del recinto.

El subsecretario del Interior, Rodrigo Ubilla, señaló esta mañana en radio Cooperativa que los manifestantes “no solo atentan contra transeúntes o Carabineros, sino que hoy día hemos visto también una acción dirigida hacia los propios apoderados”.

Sobre la medida adoptada por Alessandri, el subsecretario expresó: “Nosotros miramos con pena cómo una institución de la trayectoria del Instituto, de prestigio nacional e internacional, ha sido destruida su imagen colectiva por un grupo de personas. Cualquier instancia que se genere dentro del marco de la ley siempre va a ser apoyada por el Gobierno”.

“Lo primero que tenemos que hacer, primero que nada, es condenar esa violencia y no relativizarla. Yo creo que es fundamental que toda la comunidad interna del colegio, del Instituto y la comunidad nacional, condene esa situación y no justifiquemos el intento de agredir a Carabineros o a la comunidad sobre la base de la exigencia de un carnet de identidad, porque eso es relativizar absolutamente la realidad que está pasando en ese instituto”, manifestó Ubilla.

“Independiente de los esfuerzos que ha hecho el alcalde por tratar de ordenar el tema, el rol que tiene que cumplir Carabineros respecto al resguardo del orden público, el punto es cuándo se produce una infracción objetiva real respecto a estos cuadros de violencia”, cuestionó el subsecretario.

“Aquí quiero hacer un comentario ya no como subsecretario sino como sociólogo: ese momento va a ser cuando toda la comunidad escolar condene este grupo minoritario que está afectando la sana convivencia”, agregó Ubilla.

/psg