Durante la mañana de este miércoles, la ministra de Educación, Marcela Cubillos, se refirió ante la posible acusación constitucional en su contra y los conflictos políticos que se han originado a raíz del tema.

La ministra explicó que para que la acusación constitucional pueda operar, “debe acreditarse no tener diferencias políticas con un ministro” y que en su lugar se debe demostrar un incumplimiento de la ley.

“Yo no sólo he cumplido las leyes al pie de la letra, además he sido especialmente proactiva en velar en que se cumpla”, argumentó la jefa de la cartera de Educación.

Cubillos ejemplificó su actuar con la implementación de la educación pública donde desarrollaron “una completa auditoría y fiscalización para que los recursos lleguen a los niños que ahí se educan”.

En consecuencia, la posible acusación constitucional sobre la ministra desató un conflicto entre el Partido Socialista y el Gobierno, luego de que la agrupación anunciara un quiebre de relaciones debido a los dichos de la vocera Cecilia Pérez.

Fue la mañana de este lunes cuando la ministra vocera dijo que el intento del PS para presentar una acusación constitucional contra la ministra Marcela Cubillos era una cortina de humo y que “ya no tienen pudor para tratar, a través de esta acusación, de ocultar lo que todos los chilenos queremos saber, qué relación tiene el PS con el narcotráfico”.

Además, tras la polémica que generaron sus palabras, Peréz señaló durante la jornada del martes que no tiene por qué pedir disculpas.

Ante el tema, Cubillos aseguró que “la ministra Cecilia Pérez no dijo nada diferente de lo que no hayan dicho algunos dirigentes del PS cuando surgió el conflicto de las elecciones internas”.

/psg