Luego de que el presidente Sebastián Piñera sincerara que el país podría crecer menos de 3%, senadores de oposición criticaron el manejo económico del Gobierno, enfatizando que el mandatario no puede seguir culpando a factores externos. Para hoy está previsto que los ministerios de Hacienda, Vivienda y Economía anuncien nuevas medidas para dinamizar la economía.

“El año pasado crecimos 4% y con el Presupuesto para 2019 ya dimos una señal, porque lo hicimos sobre la base de un crecimiento del PIB de 3,8%. Ya había indicios de tiempos difíciles. Luego redujimos ese pronóstico a 3,5% y ahora hemos dicho que estamos trabajando para acercarnos al 3%”, comentó Sebastián Piñera en entrevista con La Tercera.

En paralelo a su participación en la cumbre del G7 en Biarritz, Francia, el mandatario reconoció que el país podía crecer por bajo el 3%, cifra a la que ha apuntado en los últimos meses.

“El presidente no puede seguir echándole la culpa a los demás o comparándose con gobiernos anteriores. Tiene que decir que sus expectativas no las ha podido cumplir” – Senador Jorge Pizarro

Factores externos, como la guerra comercial y los problemas económicos de países de la región, como Argentina; e internos como los aluviones en el norte y la larga sequía que atraviesa el país, fueron los argumentos de Piñera para justificar esta desaceleración económica.

Desde la oposición criticaron el manejo económico del Gobierno. El senador democratacristiano e integrante de la comisión de Hacienda, Jorge Pizarro, enfatizó que el presidente Piñera debe dejar de echarle la culpa a factores externos para justificar el rendimiento económico.

Además, apuntó a una mala gestión y a una nula incapacidad de anticiparse a la baja en el consumo como factores del mal rendimiento de la economía.

“El presidente no puede seguir echándole la culpa a los demás o comparándose con gobiernos anteriores. Tiene que decir que sus expectativas no las ha podido cumplir, por gestión, porque no se han anticipado a los problemas, porque tuvieron un exceso de confianza, porque no tomaron medidas a tiempo en términos de seguir la inversión pública, que ha decaído muchísimo”, cuestionó Pizarro.

En tanto, el senador e integrante de la comisión de Economía, Álvaro Elizalde, apuntó a que los “tiempos mejores” no se han hecho realidad, y señaló que el Ejecutivo debe propiciar el ambiente para que exista diálogo entre oficialismo y oposición, justamente en un tenso momento entre el Partido Socialista (PS) y el Gobierno.

“Se requiere un esfuerzo colectivo para generar condiciones para que la condiciones económicas mejoren. Por ello el Gobierno debe contribuir a generar un clima que permita un diálogo fecundo”, afirmó Elizalde.

Viento en contra

Al respecto, el ministro de Economía, Juan Andrés Fontaine, resaltó que la economía mundial está con viento en contra.

“(Está) la guerra comercial entre Estados Unidos y China, y eso ha repercutido en el ánimo de nuestros consumidores. Hemos tenido un primer semestre más lento de lo que habíamos previsto, y por eso estamos hablando de un crecimiento cercano a un 3% en el año”, afirmó.

Por su parte, el economista de Alpari, César Valencia, dijo que se espera para el segundo semestre un “rebote importante” y recalcó que el Gobierno debe mantener las expectativas altas para que la desaceleración no se acentúe. Además, le entregó cierta responsabilidad en este bajo rendimiento a las reformas que se están tramitando actualmente en el Congreso.

“Está todo el tema político, con las tres reformas políticas más importantes, que es la laboral, la tributaria y la previsional, que afectan directamente el empleo, el costo del empleo, los salarios”, aseveró Valencia.

Para hoy, el Gobierno tiene contemplado anunciar un nuevo paquete de medidas para dinamizar la economía. Según lo explicó el ministro Fontaine, el anuncio será en conjunto con los ministros de Hacienda y Vivienda.

Por el lado de la cartera de Economía, se estipulan alrededor de 25 medidas, de las cuales 15 corresponden a gestión, por lo que no requieren un cambio en la ley, como por ejemplo que se puedan vender remedios que no necesiten receta fuera de las farmacias para estimular la competencia.

Por el lado de Vivienda, se podría esperar un anuncio en torno al acceso de subsidios, sobre todo considerando que el presidente Piñera en su reciente gira a la región de La Araucanía así lo adelantó.

A pesar de estas iniciativas, los expertos tienden a coincidir que el 2019 “ya está jugado” y que las medidas fiscales y de política monetaria tendrían efecto el próximo año, por lo que el crecimiento debería fluctuar entre un 2,7% y un 3%.

/psg